Nuevo registro de horario laboral: Puntos claves

Nuevo registro de horario laboral: características principales y puntos claves a tener en cuenta.

Desde el pasado día 12 de mayo todas las empresas están obligada a realizar un registro del horario concreto de inicio y finalización de la jornada laboral de cada uno de sus empleados. Así lo establece el artículo 39.4 del Estatuto de Trabajadores, como una medida dirigida principalmente a la lucha contra la precariedad laboral en las jornadas de trabajo.
Aunque esta nueva obligación impuesta a todas las empresas ha entrado en vigor desde el domingo 12 de mayo, el registro podrá implementarse más tarde pero se recomienda que a partir de esta fecha se ponga en marcha cuanto antes la negociación colectiva o acuerdo empresarial. El incumplimiento de esta medida, no declarando las horas extra realizadas por los trabajadores y constando el impago de estas, supondrá una infracción grave o muy grave que deberá ser saldada por la empresa con una multa que podrá alcanzar hasta los 6.250 euros.
Entre las diferentes características que presentará la nueva medida laboral y sus puntos fundamentales a tener en cuenta, se señala que la obligación empresarial radica en registrar no solo las horas concretas de entrada y salida, sino también, si así lo desea, los tiempos de trabajo efectivo y de descanso. La flexibilidad de horarios continua estando prevista, pero será obligatorio registrar también la realización de horas extra.

Es importante señalar que este registro resulta obligatorio para todos los trabajadores, independientemente de sus circunstancias laborales (jornada a tiempo completo, parcial, etc) y que los desplazamientos en horario laboral mandados por el propio empresario o en casos de trabajo móvil también serán computados como tiempo de trabajo. El registro laboral deberá conservarse durante cuatro años, estando a disposición de los propios trabajadores, representantes legales y de la Inspección de Trabajo y Seguridad Social.
El medio utilizado para garantizar el registro será facilitado por la propia empresa pudiendo ser electrónico, digital o incluso en papel firmado debidamente cada día por los trabajadores. La utilización de uno u otro medio de registro dependerá de las necesidades de los colectivos o centros de trabajo de la empresa.
En cualquier caso, lo habitual es establecer un sistema de fichaje diverso de acuerdo a la función que se desempeñe en cada colectivo (trabajo presencial, comercial, a distancia…). El registro de horarios siempre deberá realizarse garantizando el cumplimiento de la protección de datos. Por otro lado, aquellas empresas en las que ya se disponía de un sistema de fichaje diario, deberán negociar dicho sistema con el fin de adecuarlo a la nueva normativa.
En definitiva, el nuevo registro de horario tiene previsto acabar con la realización de horas extra impagadas, pero también supondrá un arma de control para el cumplimiento de horarios efectivos de los trabajadores, e indirectamente, su nivel de producción.
Texto: Sandra Salerno Mahugo para Grupo Aristeo
39 Views

COMPARTE ESTE POST

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Cerrar menú
×
×

Carrito