J.K. Rowling emprendedora literaria con una historia de magia

J.K. Rowling emprendedora literaria con una historia de magia

J.K Rowling es una emprendedora y  escritora británica que en pocos años pasó de ser una persona prácticamente desconocida y con recursos económicos limitados, a una de las escritoras más reconocidas a nivel mundial, es la mujer que consiguió que leer se convirtiese en una adicción con mucha magia.

El cambio de su vida llegó tras pasar tardes en The Elephant House, un cafetería cercana a su casa en Edimburgo donde comenzó a escribir una historia basada en las peripecias de un niño huérfano con poderes mágicos capaz de evadirse a voluntad a un mundo de fantasía.

J.K. Rowling: la magia en papel

J.K. Rowling siempre fue aficionada a la lectura de novelas. Debido a su pasión por la lectura y su habilidad para relatar historias, durante el tiempo de recreo, en la escuela, cuando era pequeña, contaba historias a sus amigos y ya plasmaba en papel distintos relatos en su tiempo libre, aunque quedaron en el anonimato.

J.K. Rowling se graduó en lengua y literatura francesa en la Universidad de Exeter, con el propósito de llegar a ser secretaria bilingüe. Sin embargo, una vez alcanzado el objetivo, Rowling se dio cuenta de que la rutina de este trabajo no le gustaba. Y esto, unido a otras experiencias laborales y a la enfermedad de esclerosis por la que pasaba su madre, llevó a la autora de Harry Potter a emigrar al extranjero, concretamente a Portugal, para impartir clases de inglés.

Las primeras líneas del éxito de J.K. Rowling

En Portugal, Rowling contrajo matrimonio con Jorge Arantes, un periodista de la televisión portuguesa, con quien tuvo una hija. El matrimonio con Arantes no prosperó y se divorciaron. Debido a esta ruptura, Rowling decidió regresar a su tierra natal con el objetivo de finalizar y publicar la mágica historia de Harry Potter.

La novela fue publicada por la editorial Bloomsbury y más adelante Scholastic Press compró los derechos del libro por una suma superior a los 14,5 millones de pesetas, una cifra muy alta para tratarse de un libro infantil.

Su recuperación tras un breve desplome

El gran éxito alcanzado con la historia de Harry Potter condujo a J.K.Rowling a una alta fama a la cual no era capaz de hacer frente durante los primeros meses. No acostumbrada a las grandes sumas de dinero que recibía y a la popularidad obtenida, Rowling adquirió una actitud defensiva con respecto a los medios de comunicación y se vió incapaz de seguir escribiendo.

Sin embargo, J.K. Rowling asumió su éxito y pudo retomar su mayor afición, lo que le llevó a seguir publicando la continuación de la trama de Harry Potter hasta completar siete sagas, que equivalen a los cursos que el pequeño mago superó en la escuela de magia. Cada una de estas sagas, fueron escritas en otros cafés de Edimburgo, siempre alejada del acoso de los medios de comunicación e intentando llevar una vida discreta alejada del bullicio popular.

Texto: Sandra Salerno Mahugo para Grupo Aristeo

Entradas relacionadas:

Helen Keller, un modelo de superación personal

Diane Von Fürstenberg: emprendimiento, feminismo y glamour

Reid Hoffman, de filósofo a cofundador de LinkedIn

25 Views

COMPARTE ESTE POST

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Cerrar menú
×
×

Carrito