Grupo Aristeo

Grupo Aristeo

Frase del día: Donna Karan, diseñadora.3 min lectura

Nació en Nueva York (EE. UU.) en 1948
No resulta extraño que Donna Karan se desenvuelva tan bien entre kilómetros y kilómetros de tela. Su madre era modelo y su padre un sastre de Queens por lo que pasó media infancia y gran parte de su adolescencia entre un lado -el de la imagen- y otro -el de la producción- de la industria.
Con semejante bagaje, su decisión de estudiar diseño de moda en la célebre Escuela Parsons de Nueva York estaba casi cantada. Y así fue. Durante sus años como estudiante le surgió la posibilidad de trabajar para Anna Klein así que dejó de lado las labores académicas para lanzarse de lleno al mundo laboral. El año en el que murió Klein y Karan se hizo cargo de las colecciones, ese mismo año, dio a luz a su hija Gaby.
Precisamente Gaby fue, años después y con su propia marca ya bien asentada en el mercado mundial de la moda como uno de los estandartes de la nueva estética norteamericana, la inspiración de Donna para lanzar su l??nea DKNY, una línea que pretendía democratizar una firma accesible tan sólo a unos pocos. Aquel tipo de expansión se popularizó y fue imitada por muchas otras marcas. Divorciada de su primer marido y al frente de una gran compañía, Karan se volvió a casar con el escultor Stephen Weiss que murió en el año 2000.
Desde que comenzó en el mundo de la moda, Donna Karan, ejemplo de mujer emprendedora donde las haya, ha logrado no pocas cosas: ha definido el armario de la mujer americana de los años ochenta, aquella que se abría paso en un mundo laboral de hombres, se ha convertido en la diseñadora de cabecera de Hillary Clinton, ha creado una empresa de productos de belleza, ha lanzado perfumes, diseñado colecciones para hombre y se ha familiarizado con ciertas teorías espirituales. Aún así, ella no baja la guardia: “No estoy convencida de que la gente me haya entendido bien. Si le preguntas a alguien quién es Donna Karan, es muy probable que te diga que se trata de una diseñadora de medias”, sentencia.
En 2015, la diseñadora pone fin a su labor como directora artística de Donna Karan International (DKI), aunque seguirá asesorando a la firma que fundó en 1984 con la ayuda su marido, Stephan Weiss.
Tras las salida de Karan, los diseñadores de Public School, Maxwell Osborne y Dao-Yi Chow, se ponen al frente de la dirección creativa. La colaboración, pese a lo interesante de la propuesta, durará, a penas, un año. En diciembre del 2016, Osborne y Chow anuncian que dejan Donna Karan después de que el grupo G-III Apparel se hiciera con el control de la marca, anteriormente en manos del grupo LVMH.

“Todo lo que hago, lo hago con la mente, cuerpo y alma”. Donna Karan

Texto: vogue.es
#FraseDelDía #Emprendedoras #Emprendimiento

COMPARTE ESTE POST

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Cerrar menú
×
×

Carrito